Are you the publisher? Claim or contact us about this channel


Embed this content in your HTML

Search

Report adult content:

click to rate:

Account: (login)

More Channels


Channel Catalog


Channel Description:

ReliefWeb - Updates
    0 0

    Source: Government of Ecuador
    Country: Ecuador

    Domingo, 03 de Marzo de 2013 09:59

    Cuenca (Azuay).- El Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda, MIDUVI, y la Empresa Municipal de Vivienda de Cuenca, preparan un convenio para asignar 46 soluciones habitacionales a igual número de familias damnificadas que resultaron afectadas por la fuerte temporada invernal del año anterior.

    Las viviendas pertenecen al proyecto habitacional Miraflores y los beneficiarios corresponden a los sectores: Jaime Roldós, Trigales, Llacao y El Valle, que fueron seleccionadas después de un largo proceso en el que participaron la Comisión de Gestión de Riesgos, la Municipalidad de Cuenca y el MIDUVI.

    Al momento se prepara el convenio específico para atender a los damnificados. Estas viviendas se encuentran en proceso de construcción y están ubicadas en la parroquia urbana Hermano Miguel, al este del cantón Cuenca. Su terminación está prevista para mayo del presente año.

    La inversión total de este programa de vivienda es de $4’700.000. De este rubro, $621.000 serán aporte del MIDUVI a través del Bono de Reasentamiento, en beneficio de los 46 beneficiarios seleccionados en esta primera fase.

    La diferencia de los $23.500 del valor de la vivienda cubrirá la Municipalidad de Cuenca y las familias beneficiarias, en montos aún por definir.

    El proyecto está ingresado en el MIDUVI para el proceso de calificación y los expedientes de los beneficiarios se encuentran aprobados. Desde el inicio de la declaratoria de emergencia se viene realizando un trabajo interinstitucional con la participación de los beneficiarios, quienes se han tomado el tiempo prudencial para el cumplimiento de la entrega de los documentos requeridos por el MIDUVI, Municipalidad de Cuenca y Gestión de Riesgos. EFC-MIDUVI/El Ciudadano.


    0 0

    Source: International Federation of Red Cross And Red Crescent Societies
    Country: Ecuador

    Enrique Guevara in Panama

    Heavy rain is not a new phenomenon in Andean region of South America. But despite the serious disruption the rains often cause to the lives and livelihoods of thousands, their ‘regularity’ means they’re often under-reported or fail to capture greater public attention.

    In early 2012 Ecuador was hit by a series of intense storms causing floods, burst riverbanks and landslides. Volunteers from the Ecuadorian Red Cross immediately took action in the worst-hit provinces to rescue and evacuate affected people, provide pre-hospital care and psychosocial support, and assess the extent of the damage and needs.

    Teresa Basurto is a mother of three. Her youngest son is 14 and studies over 300km from his home in La Armenia; her two older boys have married and left home. When a fierce storm hit the district, Teresa’s home was flooded and she lost her rice crops, chickens and pigs – her three main sources of income for the family.

    Fortunately her home, made from cane and a zinc roof, withstood the battering but she was warned to stay away during the worst of the weather due to a risk of more flooding. A short period of evacuation, in which Teresa stayed with family, turned into a month and a half away from home.

    Teresa remembers that the situation got worse because that she did not have a job, but with the help of friends who gave her rice seeds she was able to work again. Regaining this source of income was vital and allowed her to buy cured rice and use it as seed.

    Teresa’s experience is far from unique. The National Secretariat for Risk Management in Ecuador says the storm affected over 121,000 people. More than 7,340 people had to evacuate their homes to stay in shelters or with family members. The floods damaged or destroyed homes, schools, roads, bridges and other crucial infrastructure.

    With support from the International Federation of Red Cross and Red Crescent Societies and funding from the European Commission’s Humanitarian Aid and Civil Protection department (ECHO), the Ecuadorian Red Cross provided food assistance and hygiene kits and, spread messages on disease prevention and health promotion among families in the coastal provinces of Manabi, Los Rios and Guayas.

    The effects of the storms on agriculture have a significant impact on a community’s ability to recover. Rodolfo Carriel is a farmer who lives in Bebo in the district of Salitre. He is a veteran of many floods, but the severity of the disaster in 2012 took him by surprise.

    When the storm hit, Rodolfo was in the Community Committee of Salitre and responded to the emergency with friends from the Committee. A 20 meter wall collapsed causing a massive flood which left his family with no rice crops, no animals and a patch of land incapable of supporting his work. The family was devastated. “We were almost left homeless,” he says.

    Along with emergency assistance, the Ecuadorian Red Cross also began preparing the communities for the risk of waterborne diseases such as dengue that can sometimes arise after significant flooding. “I feel very thankful because the help arrived just when we needed it,” Rodolfo says.

    Teresa fears that if this year’s floods are as bad, the communities will not be fully prepared, but at least, through programmes supported by the National Society, IFRC and ECHO, they are aware of the risks and know some of the things they can do to lessen the impact.


    0 0

    Source: International Federation of Red Cross And Red Crescent Societies
    Country: Ecuador

    Las inundaciones suponen un desafío añadido a las comunidades vulnerables

    Las intensas lluvias no son un fenómeno nuevo en la región andina de Sudamérica. Sin embargo, a pesar de la grave alteración que las lluvias generan en las vidas y sustentos de miles de personas, su regularidad implica que no suela hablarse de ellas o que no capten la atención del público general.

    A principios de 2012, Ecuador fue azotado por una serie de fuertes tormentas que provocaron inundaciones, desbordamientos de ríos y corrimientos de tierra. Los voluntarios de la Cruz Roja Ecuatoriana actuaron de inmediato en las provincias más afectadas para rescatar y evacuar a los afectados, proporcionarles atención prehospitalaria y apoyo psicológico, además de evaluar la magnitud de los daños y las necesidades.

    Teresa Basurto es madre de tres hijos. Su hijo menor tiene 14 años y estudia a más de 300 km de distancia de su hogar en La Armenia; sus otros dos hijos se casaron y ya no viven en casa. Cuando una intensa tormenta arrasó el distrito, la casa de Teresa quedó inundada y perdió su cultivo de arroz, sus pollos y sus cerdos, las tres principales fuentes de ingresos de la familia.

    Afortunadamente, su vivienda, hecha de cañas y con tejado de zinc, resistió el azote pero se le aconsejó que no permaneciera en ella en los días críticos por riesgo de más inundaciones. Un breve período de evacuación, durante el cual Teresa se quedó con su familia, se convirtió en un mes y medio fuera de casa.

    Teresa recuerda que la situación empeoró porque no tenía trabajo pero con la ayuda de amigos que le dieron semillas de arroz, pudo volver a trabajar. Recobrar esta fuente de ingresos fue vital y le permitió comprar arroz curado y emplearlo como semilla.

    La experiencia de Teresa no es una excepción. La Secretaría Nacional de Gestión de Riesgos de Ecuador indica que esta tormenta afectó a más de 121.000 personas. Más de 7.340 tuvieron que abandonar sus hogares y quedarse en refugios o en casa de sus familiares. Las inundaciones dañaron o destruyeron viviendas, colegios, carreteras, puentes y otra infraestructura básica.

    Con el apoyo de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y la Media Luna Roja y la financiación de la Dirección General de Ayuda Humanitaria y Protección Civil de la Comisión Europea (ECHO), la Cruz Roja Ecuatoriana proporcionó alimentos y paquetes de higiene personal y difundió mensajes sobre prevención de enfermedades y promoción de la salud entre las familias de las provincias costeras de Manabi, Los Ríos y Guayas.

    Los efectos de las tormentas en la agricultura tienen una repercusión significativa en la capacidad de la comunidad para recuperarse. Rodolfo Carriel es un agricultor que vive en Bebo, en el distrito de Salitre. Tiene mucha experiencia a sus espaldas en inundaciones pero la fuerza de la catástrofe de 2012 le cogió por sorpresa.

    Cuando llegó la tormenta, Rodolfo estaba en el comité de la comunidad de Salitre y respondió a la emergencia con amigos del comité. Un muro de 20 metros de altura se derrumbó y provocó una gran inundación que dejó a su familia sin los cultivos de arroz, sin los animales y con una parcela de terreno incapaz de mantener su trabajo. La familia estaba desolada. “Prácticamente nos quedamos sin hogar”, afirmaba. Además de la ayuda de emergencia, la Cruz Roja Ecuatoriana también comenzó a preparar a las comunidades para el riesgo de enfermedades transmitidas por el agua, como el dengue, que puede aparecer después de las inundaciones. “Me sentí muy agradecido porque la ayuda llegó justo cuando la necesitábamos”, indicaba Rodolfo.

    Teresa teme que si las inundaciones de este año son igual de duras, las comunidades no estén plenamente preparadas pero, al menos, gracias a los programas que apoya la Cruz Roja Ecuatoriana, la Federación Internacional y ECHO serán conscientes de los riesgos y conocerán algunas de la cosas que pueden hacer para reducir el impacto.

    Por Enrique Guevara, en Panamá


    0 0

    Source: Government of Ecuador
    Country: Ecuador

    Introducción

    Las lluvias afectaron principalmente a las provincias de: Azuay, El Oro, Esmeraldas, Guayas, Loja, Los Ríos y Manabí; las cuales fueron declaradas en estado de excepción mediante los decretos presidenciales 1089 y 1119. Las precipitaciones promedio del invierno del 2012 son las mayores de los últimos diez años

    A pesar de que en 2012 las precipitaciones fueron las mayores de los últimos 10 años, si se compara los mapas de las zonas afectadas por la temporada invernal en los años 2008 -último invierno importante- y 2012, se verifi ca que existe un menor número de áreas afectadas.

    La representación de las zonas afectadas por la temporada invernal en 2008 y 2012 muestra que la mayor afectación se concentró en las provincias de Manabí, Guayas y Los Ríos. La superfi cie inundada fue de 184.008,18 ha. y se concentra específi camente en la cuenca baja del río Guayas y el estuario del río Chone.


    0 0

    Source: International Federation of Red Cross And Red Crescent Societies
    Country: Ecuador

    Summary: 286,608 Swiss francs were allocated from the IFRC’s Disaster Relief Emergency Fund (DREF) to support the Ecuadorian Red Cross (ERC) in delivering humanitarian assistance to 6,020 beneficiaries in the provinces of Manabí, Guayas and Los Rios, as well as to carry out dengue-prevention activities that benefited a total of 12,664 families in Manabí and Guayas.

    After a severe rainy season in Ecuador due to the effects of La Niña weather phenomenon, the Ecuadorian Red Cross responded by providing immediate relief to the affected families, through the distribution of food parcels and hygiene kits, as well as by reducing dengue risks. Additionally, the National Society organized health workshops for volunteers and community members, together with fumigation and cleaning campaigns for the mosquito breeding grounds. The dengue-prevention campaign was supported by the communications department of the National Society, which created radio and television spots, as well as different printed materials, both for distribution and for publication in national newspapers. The operation was implemented in four months, and was completed by 20 July 2012.

    The Belgian Red Cross and government, and ECHO have replenished the DREF for the allocation made to this operation. The major donors and partners of the DREF include the Australian, American and Belgian governments, the Austrian Red Cross, the Canadian Red Cross and government, the Danish Red Cross and government, the European Commission Humanitarian Aid and Civil Protection (ECHO), the Irish and the Italian governments, the Japanese Red Cross Society, the Luxembourg government, the Monaco Red Cross and government, the Netherlands Red Cross and government, the Norwegian Red Cross and government, the Spanish government, the Swedish Red Cross and government, the United Kingdom Department for International Development (DFID), the Medtronic and Z Zurich foundations, and other corporate and private donors. The IFRC, on behalf of the National Society, would like to extend thanks to all the donors for their generous contributions. Details of all donors can be found at: http://www.ifrc.org/en/what-we-do/disaster-management/responding/disaster-response-system/financialinstruments/ disaster-relief-emergency-fund-dref/


    0 0

    Source: Government of Ecuador
    Country: Ecuador

    Quito (Pichincha).- El Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda (MIDUVI) finalizó la construcción del Reasentamiento Virgen de Guadalupe ubicado en Picoazá, provincia de Manabí; y realizó la presentación de otro reasentamiento que se construirán en Carchi, en la Parroquia La Concepción del Cantón Mira.

    Teresa Rivas, beneficiaria de una vivienda en Picoazá, recorrió su nueva casa provista de dos dormitorios, sala, comedor, cocina, patio y ya planifica ampliarlo para recibir a sus familiares y construir un local para instalar un negocio.

    “Tengo ganas de llorar de felicidad; doy gracias a Dios, al Presidente Rafael Correa, a las autoridades del MIDUVI y a todos los que han hecho posible esto”, dijo emocionada.

    Por su parte la Familia Saúl Baque, recordó con tristeza el invierno de 2012 que destruyó su hogar ubicado en la parroquia Andrés Vera y agradeció porque estos eventos no se volverán a repetir en este lugar.

    Estas familias, se encuentran ya realizando el último proceso antes de la adjudicación de sus viviendas que consiste en la adquisición de los medidores de agua potable y luz eléctrica.

    Por su parte la dirección provincial de esta Cartera de Estado en la “Loma de La Concepción”, ubicado en la parroquia del mismo nombre en la Provincia de El Carchi, socializó el modelo de las viviendas que serán edificadas en este reasentamiento.

    Son 40 soluciones habitacionales que se construirán por medio del bono de reasentamiento, con una inversión de 540.000 dólares por parte del Miduvi.

    Alfonso Castillo, director provincial de esta Cartera de Estado, explicó que con esta construcción el Gobierno Nacional da respuesta a las necesidades de los habitantes del sector de contar con viviendas dignas y seguras.

    Esta autoridad provincial informó que la construcción de las viviendas iniciará en julio próximo. Miduvi/El Ciudadano


    0 0

    Source: Government of Ecuador
    Country: Ecuador

    Domingo, 03 de Marzo de 2013 09:59

    Cuenca (Azuay).- El Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda, MIDUVI, y la Empresa Municipal de Vivienda de Cuenca, preparan un convenio para asignar 46 soluciones habitacionales a igual número de familias damnificadas que resultaron afectadas por la fuerte temporada invernal del año anterior.

    Las viviendas pertenecen al proyecto habitacional Miraflores y los beneficiarios corresponden a los sectores: Jaime Roldós, Trigales, Llacao y El Valle, que fueron seleccionadas después de un largo proceso en el que participaron la Comisión de Gestión de Riesgos, la Municipalidad de Cuenca y el MIDUVI.

    Al momento se prepara el convenio específico para atender a los damnificados. Estas viviendas se encuentran en proceso de construcción y están ubicadas en la parroquia urbana Hermano Miguel, al este del cantón Cuenca. Su terminación está prevista para mayo del presente año.

    La inversión total de este programa de vivienda es de $4’700.000. De este rubro, $621.000 serán aporte del MIDUVI a través del Bono de Reasentamiento, en beneficio de los 46 beneficiarios seleccionados en esta primera fase.

    La diferencia de los $23.500 del valor de la vivienda cubrirá la Municipalidad de Cuenca y las familias beneficiarias, en montos aún por definir.

    El proyecto está ingresado en el MIDUVI para el proceso de calificación y los expedientes de los beneficiarios se encuentran aprobados. Desde el inicio de la declaratoria de emergencia se viene realizando un trabajo interinstitucional con la participación de los beneficiarios, quienes se han tomado el tiempo prudencial para el cumplimiento de la entrega de los documentos requeridos por el MIDUVI, Municipalidad de Cuenca y Gestión de Riesgos. EFC-MIDUVI/El Ciudadano.


    0 0

    Source: International Federation of Red Cross And Red Crescent Societies
    Country: Ecuador

    Enrique Guevara in Panama

    Heavy rain is not a new phenomenon in Andean region of South America. But despite the serious disruption the rains often cause to the lives and livelihoods of thousands, their ‘regularity’ means they’re often under-reported or fail to capture greater public attention.

    In early 2012 Ecuador was hit by a series of intense storms causing floods, burst riverbanks and landslides. Volunteers from the Ecuadorian Red Cross immediately took action in the worst-hit provinces to rescue and evacuate affected people, provide pre-hospital care and psychosocial support, and assess the extent of the damage and needs.

    Teresa Basurto is a mother of three. Her youngest son is 14 and studies over 300km from his home in La Armenia; her two older boys have married and left home. When a fierce storm hit the district, Teresa’s home was flooded and she lost her rice crops, chickens and pigs – her three main sources of income for the family.

    Fortunately her home, made from cane and a zinc roof, withstood the battering but she was warned to stay away during the worst of the weather due to a risk of more flooding. A short period of evacuation, in which Teresa stayed with family, turned into a month and a half away from home.

    Teresa remembers that the situation got worse because that she did not have a job, but with the help of friends who gave her rice seeds she was able to work again. Regaining this source of income was vital and allowed her to buy cured rice and use it as seed.

    Teresa’s experience is far from unique. The National Secretariat for Risk Management in Ecuador says the storm affected over 121,000 people. More than 7,340 people had to evacuate their homes to stay in shelters or with family members. The floods damaged or destroyed homes, schools, roads, bridges and other crucial infrastructure.

    With support from the International Federation of Red Cross and Red Crescent Societies and funding from the European Commission’s Humanitarian Aid and Civil Protection department (ECHO), the Ecuadorian Red Cross provided food assistance and hygiene kits and, spread messages on disease prevention and health promotion among families in the coastal provinces of Manabi, Los Rios and Guayas.

    The effects of the storms on agriculture have a significant impact on a community’s ability to recover. Rodolfo Carriel is a farmer who lives in Bebo in the district of Salitre. He is a veteran of many floods, but the severity of the disaster in 2012 took him by surprise.

    When the storm hit, Rodolfo was in the Community Committee of Salitre and responded to the emergency with friends from the Committee. A 20 meter wall collapsed causing a massive flood which left his family with no rice crops, no animals and a patch of land incapable of supporting his work. The family was devastated. “We were almost left homeless,” he says.

    Along with emergency assistance, the Ecuadorian Red Cross also began preparing the communities for the risk of waterborne diseases such as dengue that can sometimes arise after significant flooding. “I feel very thankful because the help arrived just when we needed it,” Rodolfo says.

    Teresa fears that if this year’s floods are as bad, the communities will not be fully prepared, but at least, through programmes supported by the National Society, IFRC and ECHO, they are aware of the risks and know some of the things they can do to lessen the impact.


    0 0

    Source: International Federation of Red Cross And Red Crescent Societies
    Country: Ecuador

    Las inundaciones suponen un desafío añadido a las comunidades vulnerables

    Las intensas lluvias no son un fenómeno nuevo en la región andina de Sudamérica. Sin embargo, a pesar de la grave alteración que las lluvias generan en las vidas y sustentos de miles de personas, su regularidad implica que no suela hablarse de ellas o que no capten la atención del público general.

    A principios de 2012, Ecuador fue azotado por una serie de fuertes tormentas que provocaron inundaciones, desbordamientos de ríos y corrimientos de tierra. Los voluntarios de la Cruz Roja Ecuatoriana actuaron de inmediato en las provincias más afectadas para rescatar y evacuar a los afectados, proporcionarles atención prehospitalaria y apoyo psicológico, además de evaluar la magnitud de los daños y las necesidades.

    Teresa Basurto es madre de tres hijos. Su hijo menor tiene 14 años y estudia a más de 300 km de distancia de su hogar en La Armenia; sus otros dos hijos se casaron y ya no viven en casa. Cuando una intensa tormenta arrasó el distrito, la casa de Teresa quedó inundada y perdió su cultivo de arroz, sus pollos y sus cerdos, las tres principales fuentes de ingresos de la familia.

    Afortunadamente, su vivienda, hecha de cañas y con tejado de zinc, resistió el azote pero se le aconsejó que no permaneciera en ella en los días críticos por riesgo de más inundaciones. Un breve período de evacuación, durante el cual Teresa se quedó con su familia, se convirtió en un mes y medio fuera de casa.

    Teresa recuerda que la situación empeoró porque no tenía trabajo pero con la ayuda de amigos que le dieron semillas de arroz, pudo volver a trabajar. Recobrar esta fuente de ingresos fue vital y le permitió comprar arroz curado y emplearlo como semilla.

    La experiencia de Teresa no es una excepción. La Secretaría Nacional de Gestión de Riesgos de Ecuador indica que esta tormenta afectó a más de 121.000 personas. Más de 7.340 tuvieron que abandonar sus hogares y quedarse en refugios o en casa de sus familiares. Las inundaciones dañaron o destruyeron viviendas, colegios, carreteras, puentes y otra infraestructura básica.

    Con el apoyo de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y la Media Luna Roja y la financiación de la Dirección General de Ayuda Humanitaria y Protección Civil de la Comisión Europea (ECHO), la Cruz Roja Ecuatoriana proporcionó alimentos y paquetes de higiene personal y difundió mensajes sobre prevención de enfermedades y promoción de la salud entre las familias de las provincias costeras de Manabi, Los Ríos y Guayas.

    Los efectos de las tormentas en la agricultura tienen una repercusión significativa en la capacidad de la comunidad para recuperarse. Rodolfo Carriel es un agricultor que vive en Bebo, en el distrito de Salitre. Tiene mucha experiencia a sus espaldas en inundaciones pero la fuerza de la catástrofe de 2012 le cogió por sorpresa.

    Cuando llegó la tormenta, Rodolfo estaba en el comité de la comunidad de Salitre y respondió a la emergencia con amigos del comité. Un muro de 20 metros de altura se derrumbó y provocó una gran inundación que dejó a su familia sin los cultivos de arroz, sin los animales y con una parcela de terreno incapaz de mantener su trabajo. La familia estaba desolada. “Prácticamente nos quedamos sin hogar”, afirmaba. Además de la ayuda de emergencia, la Cruz Roja Ecuatoriana también comenzó a preparar a las comunidades para el riesgo de enfermedades transmitidas por el agua, como el dengue, que puede aparecer después de las inundaciones. “Me sentí muy agradecido porque la ayuda llegó justo cuando la necesitábamos”, indicaba Rodolfo.

    Teresa teme que si las inundaciones de este año son igual de duras, las comunidades no estén plenamente preparadas pero, al menos, gracias a los programas que apoya la Cruz Roja Ecuatoriana, la Federación Internacional y ECHO serán conscientes de los riesgos y conocerán algunas de la cosas que pueden hacer para reducir el impacto.

    Por Enrique Guevara, en Panamá


    0 0

    Source: Government of Ecuador
    Country: Ecuador

    Introducción

    Las lluvias afectaron principalmente a las provincias de: Azuay, El Oro, Esmeraldas, Guayas, Loja, Los Ríos y Manabí; las cuales fueron declaradas en estado de excepción mediante los decretos presidenciales 1089 y 1119. Las precipitaciones promedio del invierno del 2012 son las mayores de los últimos diez años

    A pesar de que en 2012 las precipitaciones fueron las mayores de los últimos 10 años, si se compara los mapas de las zonas afectadas por la temporada invernal en los años 2008 -último invierno importante- y 2012, se verifi ca que existe un menor número de áreas afectadas.

    La representación de las zonas afectadas por la temporada invernal en 2008 y 2012 muestra que la mayor afectación se concentró en las provincias de Manabí, Guayas y Los Ríos. La superfi cie inundada fue de 184.008,18 ha. y se concentra específi camente en la cuenca baja del río Guayas y el estuario del río Chone.


    0 0

    Source: International Federation of Red Cross And Red Crescent Societies
    Country: Ecuador

    Summary: 286,608 Swiss francs were allocated from the IFRC’s Disaster Relief Emergency Fund (DREF) to support the Ecuadorian Red Cross (ERC) in delivering humanitarian assistance to 6,020 beneficiaries in the provinces of Manabí, Guayas and Los Rios, as well as to carry out dengue-prevention activities that benefited a total of 12,664 families in Manabí and Guayas.

    After a severe rainy season in Ecuador due to the effects of La Niña weather phenomenon, the Ecuadorian Red Cross responded by providing immediate relief to the affected families, through the distribution of food parcels and hygiene kits, as well as by reducing dengue risks. Additionally, the National Society organized health workshops for volunteers and community members, together with fumigation and cleaning campaigns for the mosquito breeding grounds. The dengue-prevention campaign was supported by the communications department of the National Society, which created radio and television spots, as well as different printed materials, both for distribution and for publication in national newspapers. The operation was implemented in four months, and was completed by 20 July 2012.

    The Belgian Red Cross and government, and ECHO have replenished the DREF for the allocation made to this operation. The major donors and partners of the DREF include the Australian, American and Belgian governments, the Austrian Red Cross, the Canadian Red Cross and government, the Danish Red Cross and government, the European Commission Humanitarian Aid and Civil Protection (ECHO), the Irish and the Italian governments, the Japanese Red Cross Society, the Luxembourg government, the Monaco Red Cross and government, the Netherlands Red Cross and government, the Norwegian Red Cross and government, the Spanish government, the Swedish Red Cross and government, the United Kingdom Department for International Development (DFID), the Medtronic and Z Zurich foundations, and other corporate and private donors. The IFRC, on behalf of the National Society, would like to extend thanks to all the donors for their generous contributions. Details of all donors can be found at: http://www.ifrc.org/en/what-we-do/disaster-management/responding/disaster-response-system/financialinstruments/ disaster-relief-emergency-fund-dref/


    0 0

    Source: Government of Ecuador
    Country: Ecuador

    Quito (Pichincha).- El Ministerio de Desarrollo Urbano y Vivienda (MIDUVI) finalizó la construcción del Reasentamiento Virgen de Guadalupe ubicado en Picoazá, provincia de Manabí; y realizó la presentación de otro reasentamiento que se construirán en Carchi, en la Parroquia La Concepción del Cantón Mira.

    Teresa Rivas, beneficiaria de una vivienda en Picoazá, recorrió su nueva casa provista de dos dormitorios, sala, comedor, cocina, patio y ya planifica ampliarlo para recibir a sus familiares y construir un local para instalar un negocio.

    “Tengo ganas de llorar de felicidad; doy gracias a Dios, al Presidente Rafael Correa, a las autoridades del MIDUVI y a todos los que han hecho posible esto”, dijo emocionada.

    Por su parte la Familia Saúl Baque, recordó con tristeza el invierno de 2012 que destruyó su hogar ubicado en la parroquia Andrés Vera y agradeció porque estos eventos no se volverán a repetir en este lugar.

    Estas familias, se encuentran ya realizando el último proceso antes de la adjudicación de sus viviendas que consiste en la adquisición de los medidores de agua potable y luz eléctrica.

    Por su parte la dirección provincial de esta Cartera de Estado en la “Loma de La Concepción”, ubicado en la parroquia del mismo nombre en la Provincia de El Carchi, socializó el modelo de las viviendas que serán edificadas en este reasentamiento.

    Son 40 soluciones habitacionales que se construirán por medio del bono de reasentamiento, con una inversión de 540.000 dólares por parte del Miduvi.

    Alfonso Castillo, director provincial de esta Cartera de Estado, explicó que con esta construcción el Gobierno Nacional da respuesta a las necesidades de los habitantes del sector de contar con viviendas dignas y seguras.

    Esta autoridad provincial informó que la construcción de las viviendas iniciará en julio próximo. Miduvi/El Ciudadano